;
 ;
El tiempo de Oaxaca
  • Oaxaca de Juárez, lunes, 30 de noviembre de 2020

Ciencia

Existen 850 mil virus en animales que podrían infectar a humanos: informe


VIVO NOTICIAS

@VivoNoticiasMX


WASHINGTON. - Ante la amenaza de entrar en una “era de pandemias”, se puede reducir de forma considerable la aparición de nuevas enfermedades como el Covid-19 con la reducción de actividades humanas que producen la pérdida de la biodiversidad, alertaron este jueves experto en un informe.

El documento, elaborado por la Plataforma sobre Biodiversidad y Servicios del Ecosistema (IPBES, en inglés), calcula que en la naturaleza existen 1,7 millones de virus desconocidos para la ciencia de los que entre 540,000 y 850,000 tienen la capacidad potencial de saltar a los humanos e infectar a la población de la misma forma que el nuevo coronavirus.

Los autores del informe especial sobre biodiversidad y pandemias dijeron que la destrucción del hábitat y el consumo insaciable hicieron que las enfermedades transmitidas por animales fueran mucho más propensas a afectar a las personas en el futuro.

Impulsado enteramente por actividades humanas

“No hay un gran misterio sobre la causa de la pandemia Covid-19, o cualquier pandemia moderna”, dijo Peter Daszak, presidente de Ecohealth Alliance y presidente del taller de IPBES que redactó el informe.

“Las mismas actividades humanas que impulsan el cambio climático y la pérdida de biodiversidad también generan riesgo de pandemia a través de sus impactos en nuestra agricultura“.

El panel dijo que Covid-19 era la sexta pandemia desde el brote de influenza de 1918, todo lo cual había sido “impulsado enteramente por actividades humanas”.

Estos incluyen la explotación insostenible del medio ambiente a través de la deforestación, la expansión agrícola, el comercio y el consumo de vida silvestre, todo lo cual pone a los humanos en un contacto cada vez más cercano con los animales silvestres y de granja y las enfermedades que albergan.

El setenta por ciento de las enfermedades emergentes, como el Ébola, el Zika y el VIH / SIDA, son de origen zoonótico, lo que significa que circulan en los animales antes de saltar a los humanos.

Alrededor de cinco nuevas enfermedades surgen entre los humanos cada año, cualquiera de las cuales tiene el potencial de convertirse en una pandemia, advirtió el panel.

Impacto a la economía

El informe también destaca que el coste de reducir los riesgos de pandemias es 100 veces menor que el de la respuesta tras la aparición de la enfermedad, lo que los científicos de IPBES consideran que debería ser suficiente para “proporcionar fuertes incentivos económicos para que se produzca un cambio transformativo“. 

Según los datos disponibles hasta julio de 2020, el impacto económico global de la pandemia del Covid-19 se estima entre 8 y 16 billones de dólares; y solo en Estados Unidos se cree que la enfermedad le costará al país 16 billones de dólares para finales de 2021. 

La secretaria ejecutiva de IPBES, Anne Larigauderie, dijo en declaraciones a Efe que su organismo aceleró la redacción del informe a la luz de la gravedad de la enfermedad desde un punto de vista sanitario, con más de 44,6 millones de personas que han contraídoCovid-19 y casi 1,2 millones de muertos en todo el mundo, así como los inmensos costes económicos.

“Centenares de científicos han participado en el informe, que no es una valoración, para estudiar los vínculos entre pandemias en general, revisar todos los distintos episodios de enfermedades emergentes durante las últimas décadas, sus orígenes en la naturaleza y su transmisión a humanos, así como las causas de estas transmisiones”, explicó Larigauderie.

IPBES dijo en su evaluación periódica sobre el estado de la naturaleza el año pasado que más de las tres cuartas partes de la tierra en la Tierra ya habían sido severamente degradadas por la actividad humana.

Un tercio de la superficie terrestre y las tres cuartas partes del agua dulce del planeta se utilizan actualmente en la agricultura, y el uso de recursos de la humanidad se ha disparado hasta un 80 por ciento en solo tres décadas, dijo.

Posibles soluciones

La IPBES llevó a cabo un taller virtual con 22 expertos líderes para elaborar una lista de opciones que los Gobiernos podrían tomar para reducir el riesgo de pandemias repetidas.

La IPBES sugirió una respuesta pandémica global y coordinada, y que los países acuerden metas para prevenir la pérdida de biodiversidad dentro de un acuerdo internacional similar al acuerdo de París sobre el cambio climático.

Entre las opciones para que los formuladores de políticas reduzcan la probabilidad de que se repita el Covid-19 se encuentran los impuestos o gravámenes sobre el consumo de carne, la producción ganadera y otras formas de “actividades de alto riesgo pandémico”.

La evaluación también sugirió una mejor regulación del comercio internacional de vida silvestre y el empoderamiento de las comunidades indígenas para preservar mejor los hábitats silvestres.

Nick Ostle, investigador del Centro Ambiental CEH Lancaster de la Universidad de Lancaster, dijo que la evaluación de la IPBES debería servir como un “recordatorio fulminante” de cuán dependiente es la humanidad de la naturaleza.

“Nuestra salud, riqueza y bienestar dependen de la salud, la riqueza y el bienestar de nuestro medio ambiente”, dijo Ostle, que no participó en el proceso de investigación.

“Los desafíos de esta pandemia han resaltado la importancia de proteger y restaurar nuestros sistemas ambientales de ‘soporte vital’ compartidos e importantes a nivel mundial”.

 

 

Notas relacionadas



Comentarios