;
 ;
El tiempo de Oaxaca
  • Oaxaca de Juárez, lunes, 04 de marzo de 2024

Con Plan B electoral, buscan dinamitar escalera para que nadie más pueda subir: Lorenzo Córdova


REDACCIÓN VIVO NOTICIAS

redaccionvivonoticias@gmail.com

MONTERREY, NL.- El consejero presidente del Instituto Nacional Electoral (INE), Lorenzo Córdova Vianello, afirmó que el Plan B de la Reforma Electoral, promovida por el presidente Andrés Manuel López Obrador y su partido, Morena, equivale a dinamitar la escalera que les permitió llegar al primer piso (la Presidencia de la República), para que nadie más pueda subir por ella.

Al dictar junto con Reyes Rodríguez Mondragón, magistrado presidente del Tribunal Electoral, la conferencia “Retos y Desafíos de las Autoridades Electorales”, ante estudiantes y maestros de la Universidad de Monterrey, Córdova Vianello, afirmó que dicha reforma que será combatida mediante amparos y controversias constitucionales, pone en riesgo la paz pública del país, si son cuestionadas las elecciones presidenciales de 2024.

Agustín Basave Benítez, exlíder nacional del PRD quien ocupa la dirección del Instituto de Estudios Políticos de la Universidad de Monterrey (UDEM), y fungió como moderador del evento, dio la pauta para el posicionamiento del presidente del INE, al formularle una pregunta sobre cuál sería el móvil o motivación de fondo del llamado Plan B de la Reforma Electoral.

Expuso Basave: “Yo creo que estamos viviendo una etapa de un nuevo tipo de autoritarismo en México, a mí se me hace que Enrique Peña Nieto fue muy autoritario también. pero con un autoritarismo melifluo, suavecito, yo digo que él enriquecía sus contrapesos para tratar de controlarlos o cooptarlos, mientras Andrés Manuel López Obrador los empobrece para tratar de someterlos, pero a final de cuentas el efecto es similar”.

Este plan B —dijo Basave—,  “a mí me queda claro que quiere debilitar a tal grado al INE que si la elección de 2024 no sale como quiere el presidente que salga, puede reventarla, digámoslo sin ambages, (busca tener) los instrumentos para decir esta es una elección mal hecha, con suficientes vicios para ser impugnada, y si los resultados no son los que él desea, para mi ese es el trasfondo del Plan B, tú tal vez no puedas decirlo, pero sí nos puedes decir ¿en qué sentido puede salir mal la elección del 2024, de tal manera que pueda ser reventada desde el poder?

Córdova señaló, “estoy a 63 días de terminar mi encargo así que cada día que pasa me siento con más posibilidades de deschongarme, pero soy todavía presidente del INE y hay que cuidar la institución, porque las instituciones son mucho más importantes que las personas, pero las personas también son responsables”.

Comentó que toda reforma debe tener un propósito y debe estar pensada para algún beneficio. “Se dice que en esta reforma se persigue el gran beneficio de abaratar las elecciones, pero está tan mal hecha que ni siquiera los promotores de la reforma se ponen de acuerdo, de cuál va a ver el supuesto ahorro, el presidente ha dicho que se quieren ahorrar tres mil 500 millones y el secretario de Gobernación dice que cinco mil millones”.

Aseveró que la reforma obligaría al despido de seis mil trabajadores cuya liquidación tendría un costo de seis mil 500 millones de pesos, y dejaría al Instituto sin la mitad de su personal operativo que es el que hace las elecciones.

Agregó que según el TEPJF en el 80 por ciento de las conferencias mañaneras el presidente violó la ley al entrometerse en las elecciones para seis gubernaturas que se realizaron en 2022, y estas reglas fueron una demanda de cuando era oposición el partido que hoy nos gobierna. “Es decir, cuando eres oposición pues pides cancha pareja y que nadie se beneficie del poder, y parece que eso les molesta ahora que están en el poder”.

El presidente del INE señaló que construir elecciones confiables es como construir una escalera cada vez más franca, más sólida, robusta y segura, “para que quien tenga los votos pueda subir al primer piso, y no se vale que una vez que estás en el primer piso dinamitas la escalera para que nadie más pueda subir”.

Córdova Vianello expresó que la única razón que él alcanza a entender el por qué se promovió el Plan B de la Reforma Electoral, “y dado que es una reforma que abre la puerta para que no haya casillas, y si no hay casillas suficientes, estamos ante una causal de nulidad mandatada por la propia Constitución si no se instala el 20 por ciento de casillas hay nulidad, y si no se instala el 25 por ciento de las casillas de la elección presidencial se anula esa elección.

Recalcó que, si el INE no logra hacer su trabajo, no porque no quiera, y lo avala su trabajo, porque no hay una sola elección que se haya anulado porque no se instalaron las casillas, y por ejemplo en la elección federal de 2021 solamente menos de 50 de 162 mil no se instalaron; “pero hoy ante la imposibilidad del INE de poder actuar pues corremos el riesgo de que haya una amplia cantidad de casillas que se anulen, ¿y a quién le puede convenir que se anule, no quiero especular?”.

Pero insistió, “si se anulan las elecciones de Congreso no va a haber Congreso o a lo mejor no logra instalarse por el quórum y si se anula la elección presidencial, el Congreso es el que tiene que nombrar al presidente interino, ¿y si no hay congreso?”.

Expuso, “me parece que es absurdo colocar una bomba de tiempo en los pilares de la credibilidad de una elección, no le convienen a nadie, porque si Morena gana otra vez y tiene todas las posibilidades de ganar, aunque falta mucho, pero si llega a ganar, yo diría, lo último que quisiera es que la elección tuviera vicios de legalidad, yo quisiera ganar una elección impecable como la de 2018”.

Por ello, declaró, porque el ahorro que se promueve con el Plan B no va ser tal, “lo único que queda, la pregunta es,  si ¿no estamos ante una apuesta porque haya inestabilidad política, pues hay probablemente quien crea, por el proverbio de que a río revuelto ganancia de pescadores, quien crea que es pescador, pero si esa es la apuesta, me parece que no sólo es suicida sino profundamente irresponsable, no solamente porque pone en riesgo la democracia, sino porque nadie va a ganar, a poder sacar provecho de una elección que salga mal”.

Prosiguió Córdova “porque si algo hemos resuelto en este país es que al día siguiente de la elección no nos matemos, que no estemos con muertos en la lucha por el poder, porque pueden gustar o no los resultados electorales sí hay mucha litigiosidad, pero toda se procesa en los cauces institucionales y no hay ni una sola sentencia de tribunal o de los tribunales que no se haya acatado”.

Dijo el presidente del INE “hay disputas que se procesan en los tribunales, pero una vez que se resuelven se da vuelta la página, y eso se traduce en paz pública, y me parece que lamentablemente hoy de manera irresponsable eso está en juego”.

Ante los señalamientos que hizo en su contra el presidente Andrés Manuel López Obrador quien lo llamó farsante, durante la conferencia de mañanera, Córdova comentó “no sé lo que haya dicho, pero lamento mucho que este tema se personalice, este es un asunto de normas, de reglas de juego y es un asunto de la democracia y no yo soy el que va a entrar en una lógica de personalizar el asunto”.

Asevero, “yo al presidente le tengo mucho respeto y jamás hemos discutido las falacias que se hayan dicho por parte suya y de cualquier otra persona”. Pero una cosa es eso, asentó “y otra es entrar en descalificaciones personales, porque como les gusta decir “no somos iguales”.

Sin embargo, dijo, lo han amenazado con juicio político, “me denuncian todos los días ante la Contraloría porque grabo videos con mi celular por presuntos desvíos, y me han denunciado penalmente por tomar decisiones para poder cumplir por la ley, así que es clarísimo que hay una lógica autoritarias de descalificar e incluso perseguir a quien no piense igual, pero es parte de los tiempos que hoy vivimos”.

 

Canal de WhatsApp

Notas relacionadas



Comentarios